¿Cómo distribuir un baño de 2×2?

No necesitás mil metros cuadrados para tener un baño lindo y funcional. Con un poco de ingenio y buenos tips vas a aprovechar el tuyo al máximo. ¡En esta nota, la arquitecta Trinidad Reina te cuenta cómo conseguirlo!

El baño es el primer espacio de la casa que visitamos todas las mañanas ni bien nos levantamos. Y por más pequeño que sea, nuestro baño puede ser funcional y con diseño… ¡solo necesitamos ponerle ingenio, amor y conocer algunos trucos prácticos y sencillos para aprovecharlo al máximo! Entonces, ¿cómo vamos a planificarlo? En esta nota de Familia Bercomat, la arquitecta e influencer Trinidad Reina nos comparte algunos tips súper útiles para que aprendamos ¿cómo distribuir un baño de 2×2?.

Aprendé cómo distribuir un baño de 2x2

No es necesario tener mil metros cuadrados para lograr un ambiente funcional. ¡Nuestro mini baño está repleto de posibilidades! Animate a construir el espacio que siempre soñaste. Y recordá que todos los productos que necesitás, los encontrás en Familia Bercomat.

Cómo distribuir un baño de 2×2: los artefactos

En baños pequeños debemos dejar los caprichos de lado y pensar 100% en la funcionalidad. Los rincones ofrecen muchísimas posibilidades para utilizarlos como espacios de guardado. Solo necesitás articular cada artefacto en el plano y de ahí, plasmarlo en la realidad.

Además, debemos pensar muy bien en quiénes van a ser los usuarios y cuál va ser su uso. Por ejemplo: no es lo mismo pensar un baño pequeño para niños que uno para una pareja de jóvenes. Así surgen preguntas como… ¿nos conviene bañera o ducha?

¿Ducha o bañera?

Dependiendo del espacio, ambas son buenas opciones y tienen sus pros y sus contras. Las bañeras necesitan un espacio mínimo de 1,20 m de largo. Si pensamos en bañar niños, las bañeras son ideales y, además, le dan un valor agregado a la propiedad si es nuestro único baño.

Las bañeras son geniales para los baños chiquitos

Por su parte, las duchas nos brindan una ventaja: podemos adaptar su medida a nuestro espacio. Además, generan amplitud y continuidad visual. Podemos destacarlas con algún revestimiento impactante que se vea a través de la mampara transparente y eso dará sensación de profundidad.

Cómo distribuir un baño de 2x2: optá por las duchas

¿Muebles colgantes? Cómo distribuir un baño de 2×2

Al despegar muebles o artefactos del piso podemos generar impacto visual y espacial. Podemos acentuar una impronta moderna e innovadora con la iluminación y el reflejo de la luz en el piso. Sin embargo, para baños pequeños donde cada centímetro cuenta, no serían los más aconsejables. Pero si sos fan de ellos, es real que dan sensación de amplitud.

Los artefactos colgantes son geniales si no sabés cómo distribuir un baño de 2x2

Espacios de guardado

Tenemos que mirar cada milímetro de nuestras paredes y pensar en espacios de guardado. Así es que los muebles no solo se limitan a los vanitorys sino que también podemos colocar muebles tipo bauleras en altura o arriba del inodoro.

Combinar estantes y gabinetes es otra buena alternativa, así como optar por objetos de doble uso, que sirven tanto para decorar como para ganar espacio. Un ejemplo de esto son los radiadores que también sirven para colgar toallas y son fáciles de incorporar al diseño.

Sumá espacios de guardar

Nichos en las paredes

Los nichos son esos espacios ganados en las paredes mismas. Son super útiles ya que no sobresalen y nos permiten generar lugar de guardado, de apoyo y decoración para nuestro ambiente.

Nichos en las paredes

¿Cómo tiene que ser nuestra pared para poder hacer un nicho? debe tener un espesor suficiente para poder generarlo y que quede de buenas proporciones. Los nichos pueden estar ubicados tanto en el espacio de la ducha o bañera como arriba del inodoro: se puede utilizar ese espacio como repisa y hasta se le pueden agregar estantes. También podemos revestirlos con el mismo material que venimos usando en paredes o jugar con opuestos ¡y destacarlos con alguna malla!

Tips para hacer que luzca más grande

Hablemos de revestimientos y colores. Aunque tengas un baño pequeño, está permitido arriesgarse. Así es como podés combinar un piso con diseño e impacto y buscar la sobriedad en las paredes con un blanco liso. Este último nunca falla y multiplica la luz generando amplitud. Para no caer en la frialdad es bueno complementarlo con un vanitory en madera cálida o algunos estantes.

Optá por el blanco y el gris

Si no sos amante del blanco, los porcelanatos simil cemento o los grises le pueden dar un estilo único a tu baño generando neutralidad y continuidad en el espacio.

La iluminación es otro punto importante a la hora de diseñar nuestro mini baño. Podemos jugar no solo con la iluminación general, sino también poner lámparas colgantes que nos den una iluminación puntual y nos ayuden a crear una atmósfera relajante.

Las puertas corredizas son otra gran alternativa. Perfectas para aprovechar cada centímetro  y no tener el barrido interior de la puerta.

Ventilación

Para finalizar, otra clave es pensar en la ventilación de nuestros baños pequeños que, por lo general, no cuentan con flujos de aire naturales. En estos casos se utiliza la ventilación forzada a través del uso de un extractor.

Si no tenemos buena ventilación podemos pensar en sumar pintura especial para ambientes sometidos a gran humedad ambiental. Estos productos son perfectos para cielorrasos y paredes ya que evitan la proliferación de hongos ¡y mantienen nuestras paredes limpias y sanas por mucho más tiempo!

También te puede interesar cómo hacer un baño desde cero.

¡Seguinos en InstagramFacebookYouTubeSpotifyTwitter Pinterest! Inspirate y enterate antes que nadie de las mejores promociones.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *