¿Cómo organizar un baño?

Aprender a organizar un baño no solo simplifica tu vida, también hace que tu espacio se luzca mucho más. En esta nota te contamos cómo hacerlo.

Soñamos con tener un baño lindo, canchero y práctico: buscamos ideas en Pinterest e Instagram para elegir los mejores revestimientos, muebles de baño y artefactos, que hagan rendir al máximo nuestro ambiente. Pero ¿alguna vez pensaste en lo importante que es el orden de este espacio? Para que nuestro baño se luzca es clave encontrar nuestra manera de tener todo organizado: de tener la cantidad de productos y muebles adecuados para nuestra rutina ¡y de mantenerlo en el tiempo! A continuación, te contamos desde Familia Bercomat cómo organizar un baño ¡y así tener el espacio de tus sueños!

Aprendé cómo organizar un baño en esta nota

¿Cómo organizar un baño?: algunas claves

Cuando tenemos el baño hecho un caos, increíblemente suele parecernos una buena idea seguir sumando objetos, pero esta vez para “organizar” el ambiente. Esto puede ser necesario, es cierto, pero antes de ponernos a gastar dinero, es necesario ver qué de lo que tenemos en el baño necesitamos y nos es útil, y qué es preferible que desechemos.

Saber cómo organizar un baño es clave para tener una casa armónica

Una vez realizado este proceso sí podemos evaluar qué muebles de baño u organizadores son los que necesitamos para poner todo en su lugar en este ambiente. Entonces, ¿cómo arrancar? Siguiendo los pasos de Marie Kondo, la número uno en organización, te sugerimos que:

  • Ordenes por categorías todo lo que tenés en el baño
  • Poné todo a la vista
  • Tomá cada objeto con las manos y preguntate si te hace sentir feliz o no
  • Decidí si te quedás el objeto o lo tirás
  • ¡Tirá todo lo que no querés más!
  • Organizá después de desechar

¡Olvidate de acumular!

Cuando estamos ordenando, hay una pregunta clave que podés hacerte: ¿por qué usarías en el futuro algo que no usás hace dos años? Cuando acumulamos y estamos negados a desechar objetos, tendemos a pensar que quizás en algún momento lo necesitemos y que si lo tiramos, nos apenemos por haberlo hecho. ¡Pero eso es un error! Solo traerá a tu hogar caos, caos y caos. Lo mejor que podés hacer es tomar todos esos productos que no usás ¡y regalarlos! Hacelos circular hasta que lleguen a alguien que les dé el uso que se merecen. 

¡Otro tip! Si está vencido, no se duda: se tira. Por más nombre que tenga la crema, por mejor que sea la marca, está prohibido acumular productos vencidos que no usaremos jamás.

¿Cómo elegir los muebles de guardado?

¡Bien! Ya tiraste todo lo que no va y te quedaste solo con lo que te hace sentir bien. Ahora llega la pregunta del millón. ¿Cómo elegir el mejor mueble de guardado u organizador? Y aquí la experta en orden, Marie Kondo, sugiere optar por el mueble que te haga feliz, que disfrutes de ver y que te dé placer mantener ordenado.

Elegí el mueble que más te guste

En estos casos, es bueno pensar a largo plazo. En general el baño no es un ambiente que vaya variando mucho, sino que elegimos sus muebles de una vez y para siempre. Por ello, si tenés la posibilidad, elegí ese que te inspira felicidad y no te dejes guiar tanto por el bolsillo. ¡Pensá que será lo primero que verás al despertar y lo último que mirarás antes de irte a dormir todos los días!

Ordená por categorías si no sabés cómo organizar un baño

Cremas, productos para la ducha, para el pelo, para maquillarte, para cortarte la barba, toallas, papel higiénico, elementos de higiene bucal, remedios… Aunque no lo parezca, en el baño guardamos muchísimas cosas. Colocá todos los productos en el piso y agrupalos por categorías y subcategorías.

Seguí leyendo y aprendé cómo organizar un baño

Una vez que los hayas dividido, ¡llega la hora de encontrarle el lugar a cada uno de ellos!

¿Cómo organizar?

Lo más recomendable es guardar cosas similares en un mismo lugar o en lugares cercanos. Por ejemplo, colocá todas las cosas del cabello como shampoos, cremas, ampollas, peines y cepillos dentro de una o varias cajitas, en el mismo sector del baño.

Acomodá cada uno de los productos según la frecuencia de uso: adelante lo que utilizamos más frecuentemente y detrás lo que usamos más esporádicamente.

TIP: En la medida de lo posible, acomodá las cosas de forma vertical ¡y no apiles! De esta forma, tendrás todo más a la vista, podrás ubicar lo que buscás en menos tiempo y no quedarán en el olvido las cosas que dejaste abajo de todo.

Mantené despejadas las superficies

Otra gran recomendación si no sabés ¿cómo organizar un baño?, es mantener guardados los objetos dentro de muebles u organizadores y dejar las superficies despejadas. ¿Por qué? Es simple: el orden atrae orden y el desorden, desorden. Entonces, lo mejor que podés hacer es cortar por lo sano y dejar el baño lo más despejado posible.

Mantené las superficies despejadas

¡Esto tiene una gran ventaja! Además de ser mucho más fácil de limpiar, tu baño se lucirá muchísimo más. Tus muebles, revestimientos, guardas, sanitarios, espejos e incluso la bañera se verán mucho más lindos y pulcros. ¡Y tu ambiente estará siempre de revista!

Siguiendo estos consejos, verás que tu baño rinde muchísimo más de lo que pensabas. Recordá que en Familia Bercomat tenemos todo lo que necesitás para dejar tu baño lindo y organizado. Entrá a nuestra web y encontrá lo que buscás.

También te puede interesar cómo sacar el sarro del baño.

¡Seguinos en InstagramFacebookYouTubeSpotifyTwitter Pinterest! Inspirate y enterate antes que nadie de las mejores promos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *