Cómo elegir ventanas para tu casa

Desde Familia Bercomat te acercamos 5 consejos súper útiles para que sepas cómo elegir ventanas.

Cómo elegir ventanas para ambientes amplios
Los ambientes bien iluminados y decorados ganan en espacio. ¡Aprendé a elegir ventanas!

Las ventanas son un elemento fundamental cuando planificamos un espacio, ya que cumplen con funciones vitales para cualquier ambiente. Permiten la ventilación y la entrada de luz, potencian la comunicación con el exterior y determinan la decoración y el diseño de la fachada. Y, sin embargo, muchas veces no sabemos cómo elegir ventanas que nos gusten y que se ajusten a nuestras necesidades.

Existen modelos y tecnologías que ofrecen grandes oportunidades para construir espacios óptimos energéticamente. Desde Familia Bercomat te acercamos 5 tips para que sepas cómo elegir ventanas, teniendo en cuenta las particularidades de tu hogar, tus necesidades y preferencias.

Tipo de abertura. cómo elegir la ventana correcta

Antes de elegir el tipo de ventana, te sugerimos que pienses en cuánto espacio tenés y en su accesibilidad por dentro y por fuera. Es clave pensar en una opción práctica para el día a día. Tené en cuenta, por ejemplo, si la ventana va a llevar mosquitero, si va a tener reja y en cómo vas a limpiar el vidrio.

Corredizas: Son muy populares y convenientes si no querés perder un centímetro de tu ambiente. Permiten hermosas vistas y son ideales si vas a instalar un mosquitero.

Ventana corrediza horizontal
Si no sabés cómo elegir ventanas, las corredizas pueden ser una gran alternativa.
 

Guillotina: Son una excelente opción si tenés un espacio angosto para colocar la ventana.

Ventana guillotina vertical

¿Tenés una pared angosta y no sabés cómo elegir una ventana? Conocé más de las guillotina.

Abatible: Las ventanas abatibles ocupan espacio al abrirse, por ello no son las más recomendadas para espacios pequeños o muy amoblados. Ofrecen un ángulo de apertura de 180° y son muy herméticas, ¡ideales si querés ahorrar energía!

Ventanas abatibles dobles

¿Sabés cómo elegir una ventana si priorizás la ventilación? Conocé las abatibles.

Batiente: Estas ventanas se abren inclinándose hacia el exterior, por lo que no es posible asomarse. Son ideales para espacios que requieren de iluminación pero no de mucha ventilación, como  un escritorio, un baño, un pasillo o un garage.

Ventanas batientes

Las ventanas batientes son una excelente opción si no sabés cómo elegir una ventana para tu baño.

Paño fijo: Estas ventanas son perfectas para ambientes que requieran de luz pero no de ventilación. ¡Restringen al 100% el flujo del aire!

Ventana tipo paño fijo.
Las ventanas con paño fijo son excelentes si querés linda vista sin ventilación.

Materiales para elegir ventanas

Antes de elegir el material correcto para nuestras ventanas, debemos tener en cuenta 4 factores fundamentales: el aislamiento acústico, el térmico, la durabilidad y el mantenimiento. ¡Así evitaremos pérdidas de dinero y  dolores de cabeza en el futuro!

Madera: es una gran alternativa si querés sumar calidez a tus ambientes. Además de ser la alternativa más ecológica y económica, la madera es un aislante natural. Sin embargo, tené en cuenta que requiere de mantenimiento para estar en buen estado.

Materiales: ventanas de madera.

La madera: una opción clásica si querés elegir ventanas cálidas y económicas.

Aluminio: ofrece una gran variedad de terminaciones, por lo que resulta muy versátil para decorar ambientes. Es muy liviano y no necesita mantenimiento, tan sólo  una limpieza muy sencilla.

Materiales: ventana de aluminio

El aluminio: un gran aliado si querés saber cómo elegir ventanas duraderas y lindas.

PVC: es una excelente opción para usar en los marcos de las ventanas, ya que es muy aislante y liviano. Requiere de poco mantenimiento y tiene una larga vida útil.

Materiales: ventanas de pvc.

El PVC: una gran alternativa si no sabés cómo elegir ventanas.

Chapa: es una alternativa económica pero con una vida útil muy corta ya que no es resistente al agua y se oxida con rapidez. Además es poco eficiente para conservar el calor dentro de los ambientes.

Materiales: ventanas de chapa.

La chapa es una alternativa económica pero de poca vida útil.
 


Cristalería

La elección de los cristales depende de las necesidades del ambiente. Se pueden elegir vidrios más aislantes al frío y a los ruidos, que permitan mirar al interior del ambiente, que contengan la entrada de luz o que estén especialmente preparados para resistir golpes.

Transparentes: aportan la máxima luminosidad a los ambientes, pero requieren de cortinas para evitar que se vea desde el exterior.

Translúcido: son perfectos para baños  o ambientes que requieren de luz y discreción.

Vidrios Templados o de seguridad: Ideales para hogares con niños pequeños o para superficies muy amplias. Estos vidrios no se astillan ni se rompen en formas puntiagudas cuando se quiebran, lo que supone un riesgo mucho menor.

Espejado: la lámina interior funciona como si fuera un espejo. Impide que se vea desde el exterior pero pierde un poco de luminosidad.

Orientación

Los espacios ganan en amplitud y en ahorro energético si están bien iluminados. Por ello, es importante tener en cuenta la orientación de tu hogar a la hora de elegir una ventana para poder sacar el mayor provecho.

Por ejemplo, si tu casa está orientada al norte, conviene elegir ventanales grandes para aprovechar la energía solar y disminuir el consumo energético. ¡Un gran aliado para el bolsillo!

Si tus ambientes están orientados hacia el sur, recomendamos optar por ventanales bien herméticos y  así aprovechar los rayos de las primeras horas de la mañana.  

Diseño: cómo elegir ventanas

Si bien la practicidad es muy importante, no hay que desestimar el diseño de las aberturas que elijamos para nuestro hogar. Las ventanas son elementos muy importantes en la estética de nuestra casa y si elegimos unas que no nos gusten demasiado, muy pequeñas o que no ventilen lo suficiente, podemos llegar a tener una mala experiencia y empeorar nuestra calidad de vida.

Baño espacioso iluminado por una ventana de madera. Un espejo y una bacha.
Tené en cuenta la estética cuando planifiques tu hogar

Si lo que queremos es tener una buena visual hacia el exterior, recomendamos elegir una abertura con vidrio entero y no con vidrio repartido.

En algunos casos es mejor optar por vidrio repartido para disminuir los riesgos de corte. Sin embargo, si esta estética no nos satisface lo suficiente, se puede optar por un vidrio entero laminado. De esta forma, evitamos los riesgos de cortes y no perdemos en campo visual.

 

También te puede interesar:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *